Brasil sacó todas las marchas que tenía guardadas en la fase de grupos para dar un recital ante Corea. La cinco veces campeona del mundo bailó como quiso a la aguerrida selección asiática, que se había clasificado por méritos propios in extremis luego de tomar el cargo de Uruguay. los canariña barrió con cuatro goles en la primera mitad sacando una versión que asusta a todos.

Puede haber sido el mensaje de Pelé desde el hospital, la reaparición de Neymar o que la afición tiñera de amarillo el estadio 974 en su última ocasión celebrando un partido en Doha, el caso es que Brasil jugó muy enchufado desde el primer momento mostrando un hambre fuera de lo común.

Así las cosas, Vinicius fue el primero en abrir la cuenta tras una gran jugada individual de Raphinha. El madridista debutó en el Mundial con un gol donde demostró que se define como el mejor. Poco después, Richarlison cobró un canalla de penalti para incorporar a Neymar al partido con un gol desde los 11 metros. Era el minuto 12 y el empate ya estaba resuelto.

Al sambódromo levantado por Brasil Paquetá y Richarlison sumaron con goles en los que Vinicius era el generador gracias a su velocidad. Al jugador madridista se le vio suelto como en contadas ocasiones, siendo una pesadilla para la zaga asiática, que no pudo igualar ni remotamente su velocidad mientras Neymar le empujaba como un galgo.

Brasil se relajó por completo en la segunda mitad, incluso dando entrada al jubilado anticipado Dani Alves para agregar minutos en la cita. Corea marcó en el minuto 77 el gol del honor por mediación de Seung-Ho haciendo que la eliminación no fuera tan amarga tras ser arrasada en la primera parte por el máximo favorito del Mundial.

Así jugó Brasil

Tite apostó por su Clásico 4-2-4 con Neymar jugando con total libertad de movimientos en el campo. Sus laterales Vinicius y Raphinha fueron una pesadilla para una defensa coreana que no podía igualar su velocidad y habilidad. Brasil demostró que tiene mucha dinamita arriba, pero que también puede pasarlo mal si se le presiona demasiado.

NEYMAR
Neymar reapareció con Brasil. (AFP)

Así jugaba Corea

Los asiáticos recurrieron al clásico 4-4-2 para intentar jugar todas sus líneas muy juntas. Tuvieron algunas ocasiones que permitieron lucirse a una Allison que está en un momento pletórico asi que. Son, su jugador más conocido, no tuvo su día más clarividente de cara al gol y lo pagó con goleada.

Corea mejoró en la segunda mitad, aunque insuficiente. (AFP)

MVP: Vinicius Jr.

El madridista completó el partido que muchos esperaban desde antes del Mundial. Estuvo en todas las salsas del partido finalizando con goles y asistencias en su cuenta. Neymar lo entendió mejor que nadie para sacar lo mejor de su actuación. Por cierto, ningún coreano peleó con él a pesar de todos los regates que completó. En España no hubiera pasado lo mismo ni remotamente.

Vinicius
Neymar es el mejor compañero de Vinicius. (AFP)

Source link

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *